lunes, 11 de mayo de 2015

En qué consiste el curriculum oculto

Existen ciertas normas y valores que no son explícitamente enseñadas, sino que acompañan “naturalmente” el desarrollo del currículum oficial ¿A qué se llama “currículum oculto”? ¿En qué se centra?


Jackson utiliza por primera vez el término "curriculum oculto" en 1968 y, desde ese momento hasta la actualidad, el tema ha ido asumiendo protagonismo en el mundo de la educación. Su temática es multidisciplinar, puesto que es estudiado desde el punto de vista de la Sociología de la Educación, Didáctica, Psicológica, Teoría y Filosofía de la Educación.

La investigación sobre el currículum oculto debe apoyarse en metodologías de tipo etnográfico y participativas, además de tener muy presente las interrelaciones entre el sistema educativo y lo que acontece en la sociedad. Ya que solamente partiendo de una autoreflexión y de una crítica constante y consciente, podemos evitar caer en la rutina, en los estereotipos, o en una disciplina obsoleta, reproducida en muchas ocasiones por tradición.

Cuando hablamos de curriculum oculto, aún hoy en día no está muy claro su campo de actuación, es decir, no se encuentra perfectamente esti­ pulado que es el currículum oculto. Tal como señala el profesor Vázquez, nos encontramos con expresiones tales como: "curriculum escondido", "latente"' "implícito", "tácito"' "silencioso"' "no estudiado" , etc .

Jackson utilizó este término para referirse a ciertos componentes o dimensiones del currículum, que no eran tenidos en cuenta por las personas profesionales de la educación. Bajo esta manera de entender el curriculum oculto se nos está haciendo patente la existencia de una dimensión curricular que normalmente pasa inadvertida para el profesorado. Así pues, no es que exista una programación dentro del currículum que se oculte intencionadamente, sino que se percibe como un componente del currículum y por supuesto, no se presenta como algo patente y manifiesto. Según Torres: "Este curriculum juega un papel destacado en la configuración de unos significados y valores de los que el colectivo docente y el mismo alumnado no acostumbran a ser plenamente conscientes."

Vázquez recoge algunas de las definiciones dadas sobre el curriculum oculto; de entre ellas destacamos, por su claridad y relación con el tema que aquí nos ocupa, la de Martín, quien se refiere al currículum oculto en términos de resultados de aprendizajes que se producen de forma intencionada o no intencionada pero no "abiertamente reconocido". Es de destacar en esta definición la referencia a resultados potenciales del aprendizaje. Dreeben  entiende por currículum tácito aquel currículum que sometido a una crítica da lugar a un currículum escrito.

Por otra parte, Barton asemeja el currículum oculto a la vía por la que se desarrolla el currículum manifiesto.

Así, avanzando un poco más en este marco de referencia, nos interesaría conocer cómo se aprende y qué se aprende. Tal y como afirma Gonzalo Vázquez, lo que debemos cuestionarnos y someter a crítica son los procesos a través de los cuales se opera, "bien como antecedente del currículum manifiesto, o como desarrollo del mismo". Así pues, debemos empezar a cuestionamos sobre quién, cuándo y dónde se decide qué enseñar (Torres), junto con el cómo enseñamos.

Jackson (1972) relaciona el currículum oculto con el aprendizaje de las regla, regulaciones y rutinas, de cosas que el profesorado y el alumnado deben conocer y aprender si quieren seguir "con los mínimos problemas en la Escuela". Por su parte, Alonso Hinojal y Apple coinciden al considerar que el contenido del currículum oculto está configurado por el conjunto de valores, normas y prácticas implícitas enseñadas en la escuela. Gordon considera que pueden asociarse al currículum oculto todo aquello que tiene que ver con el entorno escolar: el ambiente físico, social y cognitivo.

El contenido del currículum oculto podríamos decir que se centra en el aprendizaje (Jackson) del comportamiento personal en sociedad; en la enseñanza de normas sociales, aceptar juicios y valores de otras personas, regular la intervención propia y ajena, competir, aceptar evaluaciones y establecimiento de jerarquías, etc. Eggleston vincula el currículum oculto al aprendizaje de normas de tipo académico y disciplinar.



Extraído de:
Los textos escolares transmisores de un curriculum oculto
Margarita NIETO BEDOYA
Profesora de Teoría e Historia de la Educación. E. U. de F. del Profesorado de EGB de Palencia. Universidad de Valladolid.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Busca en mis blogs

Google+